Al borde del infierno, Darvaza.

Creo que pocas veces el nombre del blog ha tenido tanto simbolismo…

Ya llevaba yo una racha de “meterme” en sitios raros o poco frecuentes, sobretodo en mi incursión por el Cáucaso, pero claro, goloso uno, quiere siempre más y más y más y …. vale, creo que ya quedó claro el concepto.

Turkmenistán, un país enorme pero en casi su totalidad desierto y muy desconocido para el resto de mortales, fue quizás la odisea mas rara a la vez de gratificante en mis pocos años de viajero/mochilero.

Desde 1991 con la disolución de la URSS, es quizás de los países más herméticos en cuanto a turismo…basta con mirar el jaleo del visado, pero también es uno de los países más raros que he visto ya que es cuanto menos raro estar en los pueblos del desierto en yurtas, con gente humilde (donde hacer Couchsurfing fue super gratificante) y encontrarse luego en Ashgabat, la capital, con edificios con cúpulas de oro y carreteras que ya quisiéramos en España…donde no pasa ni un alma turcoman@.

SONY DSC

SONY DSC

Lo más llamativo de este país, y que quizás lo hace ser un sitio de parada obligatoria para quienes hacen la Ruta de la Seda, sea pararse en Darvaza…un…pueblo formado por 4 casas, un bar y poco mas a las orillas de la única carretera que une Ashgabat con el norte del país y conexión con Uzbekistán.

DSC08699

SONY DSC
Y bueno, ¿Qué tiene Darvaza?, pues aparte de arena del Desierto de Karakum, y uno de los subsuelos más ricos de petróleo y gas natural del planeta, tiene como particularidad,  un enorme cráter de gas natural que arde desde 1971 desde que geólogos soviéticos le prendieron fuego al descubrir que era una cueva de gas natural, pero que quizás nunca imaginaron que ardería tanto tiempo…de hecho, se rumorea que quizás tapen el pozo, lo cual sería matar quizás LA atracción principal del país, que tiene otras, pero esta se lleva la palma por ser una rareza.

SONY DSC
¿Como se llega?, pues por carretera, ya que las vías del tren por la zona no estaban muy allí, estoy hablando de hace 2 años atrás, así que lo mejor es subir desde Ashgabat, bajarse en la aldea de Darvaza y pillar a algún local que quiera acercaros hasta el pozo.

Que mirara, no había ninguna parada de tren rollo “next stop: Cráter”, y mira que iba con un amigo que habla ruso, asi que quizás hacer autostop o subir en un minibus local desde la estación, cercana a la gran mezquita, sea lo ideal.

Recomendación: si vais a pillar bus, no demostréis ni prisas ni agobios, a nosotros nos dieron precios de casi 200€ por llevarnos, y acabamos pagando menos de 20€ por cabeza, ¿podríamos haber sacado menos?, quizás si…quizás no.

Caminando puede ser un paseo desde la aldea más que nada por que si bien es cerca, y en coche tardas menos de 5 minutos, no tienes referencias, y de noche, si bien ves el fulgor del cráter, de vuelta a la aldea no tienes ni un triste punto de luz que te indique el camino.

Un sitio único, quizás una turistada, pero llegar hasta allí mereció la pena, así que si os pilla de paso, o queréis saber mas sobre un país tan especial, a la vez de desconocido, aquí tenéis mi ruta por Turkmenistan, ¡Hasta la próxima!

3 comentarios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s